Octava Compañía de Bomberos de Santiago

15 Años de Servicio

Q 8 en accion

Corría el 8 de Marzo del 2002, el día había llegado y se esperaba con ansias el nuevo carro que reemplazaría al  fiel y querido Mercedes Benz 1017 que prestaba servicios desde el año 1978 en la octava. El capitán de la época don Cristian Aracena citaba a ejercicio de compañía a eso de las 19.00 hrs, había que despedir aquel carro que inspiró a muchos, y a su vez recibir al Renault Camiva, un nuevo compañero de salidas, tomando la denominación de Q8, nuevas tecnologías se hacían presentes, solo era tiempo para que los aguerridos tomaran costumbre de este nuevo portaescalas.

El nuevo Q no tardó en servir a la comunidad, siendo el día 9 de Marzo su primera salida al mando del Teniente tercero de la época don Patricio Donoso Vargas.

Hoy se cumplen 15 años desde aquella esperada puesta en servicio, siendo escuela de variadas generaciones que durante este tiempo han tenido el privilegio de tripular, conocer, amar y sentir propio al nuevo carro principal de nuestra casa octavina. Esto marcando un nuevo paso a la vanguardia de nuestra compañía, facilitando así que acudamos de manera efectiva y veloz a aquellas personas que más lo necesitan.

00

En la actualidad la importancia del Q8 no ha disminuido en absoluto, sigue jugando papel importante, transformándose en el compañero de salidas, de alegrías y tristezas, es la representación viva de la unión, de la fuerza y el espíritu constante de querer ayudar al prójimo, sentimiento que revive cada vez que caen los timbres y el cuartelero enciende el motor, cada vez que sus asientos vacíos reciben a los diferentes Voluntarios que tripulan orgullosos su cabina, cada vez que su sonido ensordecedor se hace paso por las calles y sus luces son señal de una esperanza.

El Q8 se ha convertido simplemente pero a la vez de forma compleja no solo en el carro principal de nuestra compañía, si no que en parte importante de cada uno de nosotros, los aguerridos octavinos, que día a día esperan paciente cumplir con el deber.

 

RESEÑA HISTÓRICA

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar